Historia / Historia

Maravillas Lamberto, 85 urte geroago inoiz baino biziago dago Larragako loretxoa

Maravillas Lamberto

Maravillas Lamberto


1936an altxatutako faxistek bereziki zigortu zuten Nafarroa eta egin zituzten krimenen artean nabarmentzen denetako bat da Maravillas Lambertorena, 14 urterekin bortxatu, hil eta txakurrengana bota zuten neskatxarena. 85 urte geroago, herriaren oroimenean dago.

Maravillas Lamberto Lizarra eta Tafalla arteko herri txiki batean, Larragan, bizi zen 14 urteko gaztetxoa zen. Bere aita, Vicente Lamberto, UGT (Unión General de Trabajadores) sindikatuko militantea zen. 1936ko abuztuaren 15ean, espainiar Errepublikaren aurkako estatu-kolpe saiakeratik hilabete eskasera, Guardia Zibilak ostikoz bota zien etxeko atea, Vicente atxilotuta eramateko. Maravillasek, hiru ahizpetan nagusienak, aitari lagundu nahi izan zion eta Larragako udaletxera eraman zituzten biak.

Aita giltzaperatu egin zuten; alaba, aldiz, hainbat aldiz bortxatu zuten. Biak hil zituzten gero eta haurraren gorpu biluzia txakurrei eman zieten. Atzo 85 urte bete ziren krimen anker horretatik, baina sare sozialetan islatu zenez, herriak ongi gogoan du Larragako loretxoa.

Memoriaren lege ausarta zor

Besteak beste, Bel Pozueta Altsasuko ama eta Madrilgo Kongresuko EH Bilduko diputatuak «Orreagako garaipena eta Maravillas Lamberto Nafarroako memoriaren bi adierazpen bizi» direla idatzi zuen Twitterren. «Urteetan isilarazitakoen memoria ahanzturan eror ez dadin, memoriaren lege ausarta zor diegu bizia galdu zuten guztiei, egia, justizia eta erreparazioa bermatzeko», adierazi zuen.

Kongresu bereko bertze diputatu batek, ERCko Gabriel Rufianek, honako txioa plazaratu zuen, gaztelaniaz: «Faxista batzuek sindikalista bat eta haren alaba eraman zituzten beren etxetik. Udaletxean, alaba bortxatu egin zuten aitaren aurrean. 14 urte zituen. Biharamun goizean erail zituzten. Neskatxa txakurrengana bota zuten. Maravillas eta Vicente Lamberto zuten izena eta gaur 85 urte bete dira».

Lambertotarren familiaren tragedia ez zen han amaitu. Paulina Yoldi amak herritik ihes egin behar izan zuen bi alaba txikiekin, 10 urteko Pilar eta 7ko Josefinarekin. Azken hau komentu batean sartu zen ikasten ahalko zuen esperantzan, baina 30 urtez esklabo gisa tratatu zuten. Pakistango Karatxira eraman zuten eta ez zioten itzultzen uzten.

Azkenean lortu zuen Iruñera etortzea. Bertan, Paris 365 jatetxe sozialean lan egin du boluntario bezala eta erreferente izan da memoria historikoaren aldarrikapenean. Bere aitaren gorpua ez dute oraindik topatu eta 2012ra arte itxaron behar izan zen Larragako Udalak oroimen plaka bat jar zezan behintzat. Joan den irailean estreinatu zen “Florecica” dokumentalean kontatzen da historia latz hau.

Balentzia eta Berri Txarrak

Fermin Balentzia kantautore nafarra izan da Maravillasen oroimena lau haizeetara zabaltzen gehien lagundu dutenetako bat, Youtuben kasik 160.000 ikustaldi dituen balada hunkigarri baten bidez. Estilo erabat desberdin batekin, urte batzuk geroago Berri Txarrak Lekunberriko talde arrakastatsuak “Maravillas” abestia kaleratu zuen “Payola” diskoan (2009).

Inposatutako hamarkadatako memoria faltaren ondotik, Maravillas Lambertok kale bat du gaur egun Iruñean, Joseba Asironen gobernu taldearen ekimenez. Alde Zaharreko gaztetxeari ere izena eman zion. 85. urteurren honetan, beraz, bere oroimena inoiz baino biziago dagoela erran daiteke.


 

Maravillas Lamberto, 85 años y un recuerdo que nunca caerá en el olvido

Nafarroa fue territorio castigado con especial ensañamiento por los fascistas alzados en 1936. Dentro de su catálogo de crímenes, el de la niña Maravillas Lamberto –violada, ejecutada y arrojado su cuerpo a los perros– causa espanto. Este 15 de agosto no ha pasa desapercibido el 85 aniversario.

Maravillas Lamberto era una niña de 14 años que vivía en Larraga, una pequeña población de Nafarroa ubicada a medio camino entre Lizarra y Tafalla. Su padre, Vicente Lamberto, militaba en la Unión General de Trabajadores (UGT).

El 15 de agosto de 1936, casi un mes después del intento de golpe de estado contra la República española, la Guardia Civil se personó en su casa para llevárselo detenido. Maravillas, la mayor de tres hermanas, pidió acompañar a su padre. Fueron llevados al Ayuntamiento de Larraga.

Encerraron a Lamberto bajo llave y a la niña la subieron a las dependencias superiores, donde fue violada repetidas veces. Ambos fueron luego ejecutados y el cuerpo desnudo de la niña fue arrojado a los perros, para que la devoraran. Hoy se cumplen 85 años, pero el recuerdo de esta iniquidad, de este crimen inhumano, se mantiene vivo, como se ha podido comprobar en redes sociales a lo largo de este domingo.

Gara


 

Beotibar, un choque armado por un robo de ganado que terminó elevado a batalla geopolítica

Xabier Irujo

Varias conferencias impulsadas por Xabier Irujo y Larraitz Ariznabarreta, dos libros, un CD y una exposición itinerante buscan desmontar la leyenda que envuelve a lo sucedido en setiembre de 1321 en Beotibar, un choque de armas por un robo de ganado que terminó elevado a batalla geopolítica.

Xabier Irujo y Larraitz Ariznabarreta han descubierto hasta un total de «13 mentiras» que han terminado convirtiendo un choque armado por un robo de ganado en la denominada batalla de Beotibar. Un enfrentamiento del que en setiembre se cumplen 700 años.

A través de la iniciativa ‘Beotibar. 700 urte geroago’, los citados historiadores buscan hacer frente a las crónicas sobre ese suceso, escritas a partir del siglo XVI y que «desvirtuaron los hechos hasta convertirlos en leyenda por los cronistas al servicio de la monarquía de Castilla e historiadores con intereses personales en dicha corte», ha señalado Irujo.

El historiador considera fundamental «sacar a la luz lo ocurrido en Beotibar porque este hecho ha tenido en la historia de Navarra y de Gipuzkoa un gran impacto, tanto historiográficamente como literaria y culturalmente, incluso folclóricamente también. Fundamentalmente en la cultura producida en euskara. En la larga historia del pueblo vasco, no todos los sucesos cobran semejante eco».

Fruto del trabajo que han realizado, Irujo y Ariznabarreta  han detectado hasta «13 mentiras o yerros fundamentales difundidos a lo largo de los siglos sobre este hecho histórico con indicación de su origen y evolución posterior». Errores que salpican las crónicas de Zaldibia, Mariana, Zurita, Garibay y Henao, entre otros, han detallado.


Ilustración sobre el robo que dio origen al choque armado.

Irujo explica que la conquista castellana de las actuales Araba y Gipuzkoa en 1200 supuso crear «una frontera artificial con Navarra que generó una lucrativa actividad criminal protagonizada por bandas de bandoleros que operaban en la zona». En ese contexto se produjo el robo de una piara de 600 cerdos en Aralar que desencadenó el choque armado.

Según señala, «se ha escrito que aquella fue una batalla que enfrentó a guipuzcoanos contra navarros o incluso a franceses y guipuzcoanos. No es verdad, ya que entre los ladrones de caminos de la época había tanto guipuzcoanos como navarros, incluso en el grupo de cuatreros de Gil López de Oñaz, todo lo cual está documentado». De hecho, «buena parte de los ladrones eran navarros. Según consta en la documentación de archivo, el 50% aritmético eran navarros y el otro 50 guipuzcoanos», detalla.

«La pequeña Termópilas vasca»

En el caso de este robo, desde Nafarroa se formó una fuerza para intentar recuperar lo sustraído. Según la crónica de Zaldibia, ese contingente estaba formado por nada menos que por 60.000 hombres, cifra que Irujo califica de «exageración grave, del todo fuera de lugar». Y frente a ese gran ejército, «sitúa a 800 guipuzcoanos. El cronista prácticamente convierte el enfrentamiento en una pequeña Termópilas vasca. Pero algo así no era posible, porque Navarra entera no tenía 60.000 hombres en esa época».

¿Por qué da semejante cifra Zaldibia? La explicación, señala Irujo, es que quería convertir ese enfrentamiento por un robo en «un hecho político, geoestratégico y lo presenta como que las tropas de Gipuzkoa hacen frente a los franceses. Y lo dice basándose en que entonces el gobernador de Navarra era de origen francés, aunque en realidad actuaba como un navarro más». De esta manera «presenta lo ocurrido como una guerra de liberación de Gipuzkoa respecto a Navarra para que tome su lugar en Castilla».

El historiador hasta llega a disculpar las exageraciones de Zaldibia en su afán por ensalzar a las familias nobles guipuzcoanas del siglo XVI, cuando escribió su texto, «pero lo grave es que la historiografía contemporánea sigue haciéndose eco de estas inexactitudes. En 2011, hace tan poco tiempo, se publicaron libros que siguen repitiendo esas cosas».


Itinerario seguido por los autores del robo y sus perseguidores.

Frente a la versión de una batalla en toda regla entre «navarros y guipuzcoanos, entre Navarra y Castilla», Irujo y Ariznabarreta reducen los efectivos navarros a 500 y destacan la peculiaridad de lo sucedido en septiembre de 1321. «Cuando hay un encuentro armado en esta época, eran los forajidos lo que se llevaban la peor parte. La diferencia en este caso es que los bandoleros consiguen emboscar a la vanguardia de esa fuerza y matan a alrededor de 30 hombres, incluido el merino López de Urrotz. Aparte de esa circunstancia, es uno más de las decenas de encuentros armados entre esas bandas y la Policía del momento del Reino de Navarra».

Amplia difusión

Para dar a conocer su revisión de lo sucedido en Beotibar, se celebrarán varias conferencias, se publicarán dos libros e incluso un CD, y se podrá visitar una exposición itinerante.

Las primeras charlas comenzarán mañana día 27 en Tolosa y continuarán el 5 de agosto en Berastegi, el 13 de agosto en Larraun y posteriormente en Leitza y Getaria.

Ya en setiembre se celebrará un congreso sobre cómo los acontecimientos históricos se literaturizan y se llegan a convertir en leyenda. Tendrá lugar del 14 al 19 de ese mes y se realizará online, vía Zoom, en euskara e inglés.

En lo que respecta a los libros, el primero se titula ‘Beotibar. 700 urte geroago’, editado por la Editorial Vasca Ekin de Buenos Aires y escrito por ambos historiadores a petición del Consistorio de Larraun. El segundo será publicado en inglés y también estará firmado por Irujo y Ariznabarreta. Ambas obras se podrán adquirir por Amazon.

Además, en agosto verá la luz el CD ‘Beotibar. 700 urte geroago’, grabado por el grupo de Larraun Beltxaran Bikotea a partir de la melodías creadas por Irujo y su hijo Xabier.

Y también se difundirá esta revisión de lo sucedido en Beotibar a través de una exposición itinerante ilustrada por Guillermo Zubiaga, dibujante vasco radicado en Nueva York, y diseñada por Xabier Isasi. La muestra con las imágenes de Zubiaga  se ofrecerá a las instituciones, centros culturales e incluso particulares que lo soliciten para instalarla.

Naiz